IMPAKTO: PUNTO DE ENCUENTRO

La Galería Impakto es un espacio que trabaja en la proyección de artistas contemporáneos y en la continua promoción del arte y la educación visual. Hoy se mantiene en una constante búsqueda de formas innovadoras para seguir exponiendo sus propuestas.

Artista y galería, un dúo que se complementa y se alimenta constantemente. Es una relación que se basa en la creación, el diálogo y la búsqueda de un lenguaje que conecte con las personas. La galería Impakto tiene el espacio perfecto y el conocimiento para que este vínculo crezca de una manera natural y para que las piezas elegidas generen emociones en quien visite la sala. Un contacto que resulta vital, pero que desde marzo, por el estado de emergencia, ha exigido una redirección de conceptos.

De un momento a otro, el mundo de las artes plásticas se convirtió en uno de los rubros más golpeados por la pandemia. Los proyectos de exposiciones se detuvieron y el arte quedó en una nebulosa de la que poco a poco está aprendiendo a salir. “Muchos de los eventos de difusión cultural se han cancelado, por no decir todos; esto ha paralizado gran parte de nuestra agenda y, por ende, en busca de una estabilidad continua, hemos tenido reuniones con otros espacios culturales para crear planes de apoyo. A pesar de ello, creemos que es esencial esperar a terminar el proceso de cuarentena para revisar los cambios que se establecerán y así adaptarnos sistemáticamente”, explica Renzo Pittaluga, director de la galería.

A pesar de que el espacio físico para exponer pinturas, fotografías, esculturas e instalaciones está cerrado, Impakto aprovecha sus redes sociales para trasladar la experiencia de visitar la galería y poner en contacto a los artistas con el público. Por ejemplo, en su cuenta de Instagram lanzaron Artist Sessions, en la que cada artistas muestra, desde su propia casa, su trabajo y sus procesos creativos. En la primera temporada participaron artistas como Cristina Flores, Michelle Prazak, Augusto Ballardo, Ignacio Álvaro, Miguel Ángel Polick, Guillermo García Cruz y Javier Bravo de Rueda. “Nos dimos cuenta de que la mayoría no ha paralizado su quehacer creativo. Ellos han tomado este tiempo para investigar y reconocer su rol en una situación como esta. Tomando en cuenta que cada uno tiene un proceso y enfoque diferentes, sus desarrollos también varían, por ejemplo, algunos están más enfocados en la labor de explotar la visibilidad que ofrecen las plataformas digitales para dar a conocer sus trabajos”, comenta Pittaluga.

La galería Impakto funciona desde el 2013 y su principal objetivo es generar un intercambio de ideas y una conversación fluida entre la escena local e internacional, y los amantes del arte. La promoción del trabajo de artistas, tanto consagrados como emergentes, busca siempre generar las mejores oportunidades para la producción y exhibición de sus obras. En este contexto, este objetivo continúa. Quien quiera comprar arte lo podrá hacer a través de un catálogo virtual que podrá solicitar a través de sus redes. Impakto potencia a sus autores representados peruanos e internacionales, como el español Robert Ferrer y el estadounidense Ryan Brown. Igualmente, hace llamados a artistas invitados como Aina Albo, Alois Kronschlaeger, Ananú Gonzales Posada y Andrea Tregear.

Las piezas que se encuentran en el catálogo son de un valor único. Hacer match con un artista y su obra es comparable a una relación que inicia con un primer encuentro, pero que tiene que construirse con la observación y la comprensión de sus mensajes. En épocas en que repensarlo todo es una necesidad más que una obligación, entender los nuevos vínculos con el arte resulta sanador.


La última exposición colectiva “Sobredosis” reunió a más de 40 artistas.


Piezas de porcelana china de Wan Liya.

Agregue un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *