IWC: EL GRAN AVIADOR

Para conmemorar los 80 años de la travesía atlántica del escritor y aviador francés Antoine de Saint-Exupéry, la organización a favor de la juventud que lleva su nombre se asoció con IWC para crear una edición especial de relojes que se venderán en beneficio de la fundación.

Antes de que Antoine de Saint-Exupéry escribiera “El Principito” estuvo activo en la Compañía Aérea Aeropostal entre 1926 y 1933. Fue un héroe y pionero de la aviación civil. Además de sus experiencias como piloto, una de sus más destacadas aventuras fue volar como pasajero a bordo del hidroavión Latécoère 521, en julio de 1939, y cruzar por primera vez sin escala por el Atlántico Norte, de París a Nueva York, en tan solo 28 horas y 27 minutos.

A 80 años de esta hazaña IWC Schaffhausen junto a la Antoine de Saint-Exupéry Youth Foundation rinden homenaje al mítico momento a través de una exposición fotográfica en la boutique de IWC, en Nueva York, que registra la época. La muestra también recoge la experiencia neoyorquina del francés, que incluye la creación de “Le Petit Prince”. Tanto influyó Nueva York en su vida que la casa relojera y la fundación que lleva su nombre publicaron un libro que se exhibirá en las boutiques de IWC Schaffhausen en el mundo.

HAZAÑA RELOJERA
Las celebraciones incluyen el lanzamiento del exclusivo reloj Aviador Timezoner Cronógrafo Edición 80 años del vuelo a Nueva York, una pieza única que presenta la función patentada del Timezoner, que permite ajustar la zona horaria al presionar y girar el bisel, un reconocimiento al vuelo transatlántico. En el bisel de cerámica van inscritas en rojo las palabras Paris y New York, la esfera marrón sepia está inspirada en los trajes de piloto y el reverso presenta un grabado con el nombre de la aeronave: Latécoère 521. Este modelo de solo 80 ejemplares lleva el Calibre 89760, tiene una reserva de marcha de 68 horas y ofrece la función de parada de las horas y minutos en una esfera interior a las 12 en punto.

Pero no solo hablamos de arte relojero o de una aventura increíble, también hablamos del futuro, pues IWC Schaffhausen donará todos los ingresos de la venta del primer reloj, la pieza 1 de 80, a la Antoine de Saint-Exupéry Youth Foundation para apoyar los programas educativos juveniles.


Antoine de Saint-Exupéry fue piloto de Aeropostal entre 1926 y 1933. Arriba. El hidroavión Latécoère 521 voló en 1939 por primera vez y sin escala de París a Nueva York en tan solo 28 horas y 27 minutos.

Agregue un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *