RIEDEL: EL VINO ESTA DE FIESTA

Los nuevos decantadores Cornetto-Confetti son pura alegría, una colección con cinco piezas en colores que serán los protagonistas de todas las celebraciones.

Si eres un amante del buen vino, seguro ya conoces cuál es la importancia de usar un buen decantador. Cuando abres una botella que ha estado en proceso de maduración, esta puede desprender olores extraños debido a la falta de oxígeno. En algunos casos, dejar la botella abierta no es suficiente, lo que se debe hacer es permitir que toda la bebida entre en contacto con el aire al pasarla a otro recipiente, ya que el oxígeno hará que esta evolucione rápidamente.

Pero no solo interviene en este proceso el oxígeno. El cristal del recipiente, debido a su porosidad, permitirá que el vino logre expresar sus reales aromas y sabores. Los especialistas saben que decantar es primordial y recomiendan hacerlo por dos razones: para separar los sedimentos en el caso de vinos viejos y para aumentar la oxigenación en el caso de los jóvenes.

Riedel entiende a la perfección el ADN de los decantadores y este año lanza la serie Cornetto-Confetti, inspirada en el pop art. Mucho color y formas alargadas caracterizan estas piezas. La línea Cornetto fue diseñada por Maximilian Riedel en el 2004 y es una de las más vendidas por su forma atemporal y uso sencillo.

Estas variaciones son la respuesta a aquellos usuarios entusiastas del diseño que pedían más diversidad de tonos. La inspiración nace de la colorida colección de decantadores Amadeo, puro entusiasmo por la vida.

ESTAS PIEZAS DE RIEDEL SON IMPRESCINDIBLES PARA EL ARTE DE DECANTAR.


El decantador tiene una altura de 32.5 cm con capacidad para 1.2 litros.

Agregue un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *